“Mi hijo era inocente”, dice madre de presunto ladrón linchado en Puebla



Aurelia Padilla, madre de Francisco Guzmán Padilla “El Pepino”, sujeto que fue linchado y quemado vivo en el municipio de Tehuacán, en Puebla, la noche del pasado 5 de junio, exigió que las autoridades hagan justicia ante tal crimen, ya que, asegura, su hijo no había robado nada y se encontraba en su casa cuando fue sacado por varios vecinos de la colonia Tehuantepec.
“¡Mi hijo era inocente! No se metió con ellos, si les hizo algo lo hubieran demandado”, dijo Aurelia, quien incluso aseguró que fue una de las vecinas quien incitó a la violencia contra Francisco.
Además de esto, los pobladores regresaron a la casa del joven asesinado para destruir y quemar el lugar.
La madre de Francisco, en entrevista con el portal Página Negra, contó que la noche del suceso, un grupo de vecinos de la colonia Tehuantepec, en el municipio de Tehuacán, siguieron hasta su domicilio a “El Pepino” luego que lo identificaron como presunto ladrón, lo sacaron a golpes, le rociaron gasolina y le prendieron fuego.
Aurelia Padilla recriminó la negligencia de la policía municipal, ya que asegura que en diferentes ocasiones pidieron ayuda vía telefónica, pero nunca les hicieron caso.
“Él no se metió con nadie mi hijo no hizo nada, le dieron con un tubo en su cabeza desde su casa ya estaba inconsciente”.
De acuerdo con el Servicio Médico Forense, el joven murió debido a un traumatismo craneoencefálico por un objeto sólido el cual fue utilizado durante la golpiza que le dieron los vecinos. Sin embargo, el cadáver presentaba quemaduras de tercer grado provocadas cuando le fue rociada gasolina y le prendieron fuego.
Guzmán Padilla fue identificado después de que un grupo de Facebook publicó una foto donde lo señaló como un asaltante que solía presumir sus robos en su perfil de esa red social.


Back To Top