Tarjetas que repartió el PRI no tienen fondos. Revelan personas que vendieron su voto.



El pasado 28 abril el presidente del Partido Acción Nacional (PAN), Ricardo Anaya, aseguró que el PRI y el Partido Verde estaban repartiendo las famosas tarjetas Soriana y Monex a los ciudadanos a cambio de su voto en la elección pasada, celebrada el domingo 4 de junio.


Su intención fue repetir lo sucedido en la elección federal del 2012, actitud que debe ser considerada como parte de sus ya “acostumbrados fraudes electorales”, señaló Anaya.


“El Partido Verde y el PRI volvieron a las andadas y nuevamente están repartiendo unas tarjetas que intercambian por la credencial de elector de la gente, como en su momento lo hicieron con las tarjetas Monex y Soriana. La diferencia es que ahora estas tarjetas cuentan con un saldo de hasta 2 mil pesos”, afirmó.


“Alfredo del Mazo, candidato del Partido de la Revolución Institucional (PRI) virtual ganador de la gubernatura al Estado de México ofreció a los mexiquenses un pago de 2 mil pesos a cambio de su voto”. 


“Si el candidato gana estas tarjetas se van a activar. Hay que votar por él, Me traes dos copias amplificadas al 200 de tu IFE, por los dos lados, y te apuntamos”, aseguraban los militantes del PRI en la Colonia Sagitario 3 de Ecatepec.

De acuerdo a distintos medios de comunicación, las polémicas tarjetas fueron activadas durante la mañana de este lunes, sin embargo, algunos de los votantes que aceptaron la oferta aseguran que cuando intentaron gastar los supuestos 2 mil pesos, la tarjeta fue rechazada por falta de saldo.


A través de las redes sociales cientos de ciudadanos han señalado lo sucedido, afirman que el ahora nuevo gobernador, Alfredo del Mazo, resultó ser un mentiroso, al que solo le importaba conseguir su objetivo. 

El Instituto Electoral del Estado de México (IEEM) ya se encuentra analizando las denuncias, ya que podrían significar la evidencia para comprobar el delito de Fraude electoral.


Back To Top